Seguidores

viernes, 17 de octubre de 2014

Conseguimos el color marrón mediante magia.

La magia es un elemento sorpresa que gusta mucho a los pequeños y también a los mayores. Esta semana hemos tenido nuestra sesión de magia. Necesitabamos el color marrón y utilizamos diferentes soportes para ello. El primero fue utilizar una bola de plastilina que los peques habían mezclado durante su juego. Una bola con azul y rojo. Así que averiguamos qué pasaría si añadíamos a la mezcla otro trozo de plasti de color amarillo. De forma paralela cogimos tres botes de pintura: roja, amarilla y azul y nos dispusimos a mezclarla en un recipiente con un pincel. El suspense de qué color saldrá...mereció la pena. Y por supuesto, todos colaboraron en la magia mezclando con entusiasmo. 







La experiencia fue divertida y los niños y niñas encantados. Con la pintura marrón que obtuvimos, pintamos dos tipos de hojas:













No hay comentarios:

Publicar un comentario